Crea Ciinova en Querétaro la alianza académica más grande del país en innovación para la industria verde

Óscar Peralta Navarrete, Presidente del Centro de Innovación e Investigación de Sistemas para la Edificación y Energías Renovables (Ciinova), dio a conocer la alianza académica más grande del país en materia de innovación para la industria de la edificación sustentable y energías renovables, a partir de reunir a 20 instituciones académicas y de investigación del estado de Querétaro, con el fin de impulsar la generación de proyectos de innovación aplicada e integral.

Esta alianza contará con el apoyo del Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) quien proporcionará asesoría técnica y orientación a los proyectos académicos que sean incubados por Ciinova para la presentación de solicitudes de protección de patentes, modelos de utilidad y diseños industriales.

En el marco del evento Campus Ciinova, Óscar Peralta hizo la presentación oficial del programa de Servicios de Innovación al que tendrán acceso los emprendedores, estudiantes y académicos en áreas de ingeniería y diseño principalmente de sistemas constructivos y de energías alternativas, gestión de propiedad intelectual, y acceso a procesos de desarrollo e incubación de negocios.

El programa de colaboración académica incluye la convocatoria a la comunidad universitaria a concursos de innovación siendo el primero de innovación en edificación sustentable, que cerrará inscripciones el próximo 30 de noviembre.

“Nuestra visión es constituir un polo de desarrollo para la industria verde nacional, aprovechando el capital intelectual que tiene Querétaro y satisfacer la demanda industrial de las nuevas tecnologías sustentables”, dijo Óscar Peralta tras señalar, “México requiere consolidar su propia industria verde para hacer frente a la mitigación del calentamiento global”.

Por su parte Irely Aquique, Directora de Protección a la Propiedad Intelectual del IMPI, subrayó que al día de hoy se ha demostrado la causalidad que tiene el uso de los sistemas de protección de la propiedad industrial y la innovación. Y solo los países con sistemas fuertes de patentes y marcas tienden a generar mayores niveles de innovación que es fundamental para promover la productividad y la competitividad.

“En éste ecosistema de la innovación, la industria verde aporta un valor económico significativo ya que capacita a las empresas para empezar a trabajar de forma proactiva en la mejora de su rendimiento ambiental, y es ahí donde los derechos de propiedad industrial juegan un papel determinante en la protección de estas nuevas tecnologías”, apuntó.