Reforma energética, ya hay un antes y un después: EPN

Ciudad del Carmen, Campeche: En la industria petrolera mexicana ya hay un antes y un después de la reforma energética, aseguró en este puerto el Presidente de México, Enrique Peña Nieto, durante la celebración del 79 aniversario de Petróleos Mexicanos (Pemex).

“La reforma energética le abrió posibilidades a México y también a la industria privada de este país; a dos años y medio desde que se aprobaron las leyes secundarias de la reforma ya hay resultados concretos, ya podemos decir que existe un antes y un después. Ningún país ha hecho tanto en tan poco tiempo por su sector energético, hoy podemos decir que en agosto de 2014 inició una verdadera revolución energética en México”, expresó el primer mandatario del país.

“México necesitaba enfrentar con con decisión y visión los desafíos energéticos del siglo XXI, tal como lo hizo nuestro paías hace 79 años con al expropiación petrolera”, aseguró Peña Nieto.

Indicó que con la reforma energética se puede logra la modernización de la industria, la creación de empleos de alta calidad, mayores ingresos para el estado y el crecimiento económico del país, con un gran objetivo: el desarrollo nacional.

El presidente ennumeró algunos de los beneficios que ya se observan con la reforma energética, por ejemplo: hace dos años y medio había solo una empresa de exploración y producción de hidrocarburos en México, hoy son 48 empresas nacionales e internacionales que ya participan en esta tarea.

Hace dos años y medio no había competencia en el transporte y comercialización del gas natural, hoy existen 24 empresas que invierten en estas actividades, antes teníamos a Pemex con un presupuesto limitado basado en recursos públicos y obligado a asumir todos los riesgos de las actividades petroleras, hoy contamos con una empresa productiva del estado capaz de realizar asociaciones que le permiten reducir riesgos, adquirir nuevas tecnologías y aumentar sus fuentes de financiamiento.

Hace dos años y medio había pocos recursos para invertir en desarrollo energético, hoy ya se han comprometido inversiones cercanas a los 70 mil millones de dólares. Esas son algunas de las posibilidades nuevas que se abren al sector privado, pero sobre todo se abren oportunidades de expansión y modernización  a la industria petrolera mexicana, para que contribuya al desarrollo nacional.